Todas al suelo

Emociones encadenadas

Inclinar la balanza. Al otro lado
con el índice con fuerza, presionando
para equilibrar mi desorden.

Nunca pensé en cuánto pesan
los quisiera y los ojalá. Nunca
calculé la pesadumbre de las palabras.

Comparo pequeños fragmentos de la misma
película, tienen vida y protagonismo
en diferentes partes del guion.

Me aventuré a desear sin límite
y sin condiciones.

Me quedé pesando manzanas verdes.
Apretando en una de las plataformas de metal.
Siendo la cruz de esa balanza en la que clavaba
todas esas suposiciones a las que quería ponderar.

Y se me acaban cayendo
todas al suelo.

Gema Albornoz

Licencia Creative Commons
Esta obra de Gema Albornoz está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en https://emocionesencadenadas.com.

Ver la entrada original

Anuncios

DESEOS PARA EL 2018

Os deseo un 2018 saludable, con sus 365 días para “aprender” o mejorar todas y cada una de las cosas que dice esta “Carta a un amigo”.
Parecen muchos días, pero ¿cuánto de lo mencionado en la carta no nos lleva años?

Mario Benedetti, “Corazón coraza”

Porque te tengo y no
porque te pienso
porque la noche está de ojos abiertos
porque la noche pasa y digo amor
porque has venido a recoger tu imagen
y eres mejor que todas tus imágenes
porque eres linda desde el pie hasta el alma
porque eres buena desde el alma a mí
porque te escondes dulce en el orgullo
pequeña y dulce
corazón coraza

porque eres mía
porque no eres mía
porque te miro y muero
y peor que muero
si no te miro amor
si no te miro

porque tú siempre existes dondequiera
pero existes mejor donde te quiero
porque tu boca es sangre
y tienes frío
tengo que amarte amor
tengo que amarte
aunque esta herida duela como dos
aunque te busque y no te encuentre
y aunque
la noche pase y yo te tenga
y no.