Brindemos

brindemos

Anuncios

Mario Benedetti, “Corazón coraza”

Porque te tengo y no
porque te pienso
porque la noche está de ojos abiertos
porque la noche pasa y digo amor
porque has venido a recoger tu imagen
y eres mejor que todas tus imágenes
porque eres linda desde el pie hasta el alma
porque eres buena desde el alma a mí
porque te escondes dulce en el orgullo
pequeña y dulce
corazón coraza

porque eres mía
porque no eres mía
porque te miro y muero
y peor que muero
si no te miro amor
si no te miro

porque tú siempre existes dondequiera
pero existes mejor donde te quiero
porque tu boca es sangre
y tienes frío
tengo que amarte amor
tengo que amarte
aunque esta herida duela como dos
aunque te busque y no te encuentre
y aunque
la noche pase y yo te tenga
y no.

Poema XVII- Neruda

Pensando, enredando sombras en la profunda soledad.
Tú también estás lejos, ah más lejos que nadie.
Pensando, soltando pájaros, desvaneciendo imágenes,
enterrando lámparas.

Campanario de brumas, qué lejos, allá arriba!
Ahogando lamentos, moliendo esperanzas sombrías,
molinero taciturno,
se te viene de bruces la noche, lejos de la ciudad.

Tu presencia es ajena, extraña a mí como una cosa.
Pienso, camino largamente, mi vida antes de ti.
Mi vida antes de nadie, mi áspera vida.
El grito frente al mar, entre las piedras,
corriendo libre, loco, en el vaho del mar.
La furia triste, el grito, la soledad del mar.
Desbocado, violento, estirado hacia el cielo.

Tú, mujer, qué eras allí, qué raya, qué varilla
de ese abanico inmenso? Estabas lejos como ahora.
Incendio en el bosque! Arde en cruces azules.
Arde, arde, llamea, chispea en árboles de luz.
Se derrumba, crepita. Incendio. Incendio.
Y mi alma baila herida de virutas de fuego.
Quien llama? Qué silencio poblado de ecos?
Hora de la nostalgia, hora de la alegría, hora de la soledad,
hora mía entre todas!

Bocina en que el viento pasa cantando.
Tanta pasión de llanto anudada a mi cuerpo.
Sacudida de todas las raíces,
asalto de todas las olas!
Rodaba, alegre, triste, interminable, mi alma.

Pensando, enterrando lámparas en la profunda soledad.
Quién eres tú, quién eres?
14714988_1292193440799992_1323716967762778330_o

Marcharte lejos de mí

El pulso del corazón me late

en centímetros,

y cuenta la distancia

desde cualquier punto geográfico

hasta el beso de tu boca.

Por eso, no se te ocurra jamás,

nunca, por nada,

marcharte lejos de mí.

El pulso de mi corazón

habría de calcular

los km exactos que nos separan,

y se volvería loco de ausencia.

Y créeme que lo sé,

porque cada vez que te vas

se me paran los latidos

y el mundo,

y te extraño como si fueras tú

quien diera cuerda a mi vida.

Y tengo que hacerme la valiente,

y repetirme que, por supuesto,

no me voy a morir sin ti;

mientras siento

que de verdad muero

si no llegas”.

Irela Perea

Una lotería increíblemente maravillosa.

Hoy me regalaron un libro cuyas páginas me transportarán hacia un mundo de aromas, sabores y emociones.  Emociones he pasado esta semana, bueno, la verdad es que llevo meses.

La persona que me lo regala ha sido una compañera de trabajo que durante nueves años ha confiado plenamente en mí. ¿Sabéis lo qué es eso en el mundo laboral del funcionariado? Una lotería increíblemente maravillosa. Me siento afortunada y, tal como se lo he dicho, eternamente agradecida por ello. Una por mucho que estudie para entrar en la Administración local, no sabe nada hasta que estás dentro y te empapas del vocabulario y de los procedimientos administrativos y del poco compañerismo y…. Ella ha sido mi guía, mi mejor libro, siempre dispuesta, paciente. No sé cuándo volveré a encontrarme con otra compañera o compañero similar, pero sí sé, que lo poco que pueda saber miraré de compartirlo con quien quiera aprender, porque así me lo has enseñado tú. Y espero mejorar en lo que para mí, es tu arte:

12346303_1323484881000803_3559340215427634992_n

Ya es sabido que en la Administración pública hay muchas pirámides. Lo que peor llevo es el protocolo. Tanto rango y tener que ir con pies de plomo para según con quién no decir lo que realmente piensas.

Con ella jamás he tenido este problema, y eso que es del piso de arriba como yo digo jajaja pero me ha enseñado, no sólo lo que me correspondía saber por mi categoría, sino más, sin temor a que pudiera saber tanto o más, como suele ocurrir en el mundo laboral.

Para mí, no hay mejor paga extra, que alguien como tú me diga cosas como “Tienes capacidad, eres intuitiva e inteligente”. El reconocimiento a un esfuerzo.

Ahora que mi hijo tiene la edad del pavo y que se expresa tal como le viene a la boca, comentándome cosas algo irrespetuosas de algún profesor, siempre le digo que ese “X” le está enseñando cosas que él no sabe y que solo por eso tiene que respetarlo.

Hoy, y eso también te lo he dicho, me siento como ese niño que se queda en la puerta del colegio y ve como su padre o madre se van y lo dejan allí, sólo. Sé que suena egoísta, lo siento. Tú llevas encima años de trabajo y eso tiene su recompensa: la esperada y deseada jubilación.

Disfruta mucho Marga, con la energía que te caracteriza, de cada momento de esta nueva etapa, de tu compañero de viaje, tus hijas, nietos, tus hermanas. Y tal como dices “Seguiremos en contacto”

LA CASA DE LA PLAYA – Nora Roberts

Novela ambientada en   el pueblo de Whiskey Beach, mayormente en  la antigua mansión Bluff House propiedad de la abuela de Eli, la señora Hester Landon. Vivimos una  historia de amor entre Eli y Abra  acompañada de una trama de misterio, intriga, asesinato y con un tesoro escondido perteneciente a la familia Landon.

Hester sufre un accidente y para su cuidado se traslada a Boston, dejando el cuidado de la mansión en manos de Abra, una mujer con un duro pasado que sin embargo, está llena de alegría, buenas vibraciones y muchísima energía. A partir de ese momento Eli, que lleva un año- por falta de pruebas-  viviendo bajo la sospecha de ser el posible asesino de su esposa,  decide hacerse cargo de la mansión  para poder desconectar e intentar rehacer su vida y recuperar su salud.

Abra y Eli son como la noche y el día, pero se compenetran muy bien  y sobretodo se respetan, hasta el punto de ser el uno para el otro, la única motivación para seguir viviendo.

Libro de rápida lectura y descripciones fáciles de imaginar. Comprendes los sentimientos que se sienten, motivo por el cual, puedes encariñarte u odiar a un personaje. Y, como  durante toda la lectura siempre se señala en la misma dirección, su desenlace me pilló totalmente desprevenida.

Nora Roberts